QUÉ LLEVAR AL DIBUJAR FUERA DE CASA.

Tal vez una de las primeras decisiones difíciles para un Urban Sketcher es qué debe llevar cuando sale a dibujar por las calles, algo que anhelamos mucho este último tiempo.

Las primeras veces llevas todo lo que puedas necesitar, pero con el tiempo te das cuenta de que algunas cosas las utilizas muy poco o simplemente no las usas. Sin embargo, creo no hay regla en esto. Un día puedes sentirte cómodo o cómoda dibujando con grafito y otro, con tinta. Así que al menos se debería andar con lo que realmente nos sentimos a gusto.

Quiero compartir acá lo que llevo al dibujar en la calle. No es lo mismo que uso en casa donde tengo más espacio para desparramar los materiales y ahí quedarán. En la calle se perderán o alguien puede llevárselos y muy tarde los echaremos en falta.

Fotografías de diferentes salidas en Concepción con DibujaConce.

1. El papel:
Yo uso varios formatos y tipos de papel. Los más pequeños y transportables son unas libretas de tamaño 100 x 160 mm en papel de 70 gr del Taller 1980 (1), una tienda de Valparaiso. Son buenas para bolígrafo, grafito y tiralíneas. El grosor hace que se pueda pasar al otro lado, por lo que el color lo uso solo en lápices secos y solo algunos detalles con plumón.

En formato cuaderno he usado uno de tapa dura de 190 x 140 mm en papel de 218 gr (2). Este permite hasta acuarela y es muy cómodo de llevar. Es el que más utilicé en mis primeras salidas.


Block con espiral he usado poco, aunque son muy buenos y fáciles de llevar. He usado Canson y SMLT de 300 gr.

El cuaderno SMLT de 280 gr, cosido y apaisado de 245 x 175 mm (3) es el que más me ha acomodado, ya que me permite dibujar en formato panorámico. Es más grande y es de tapa blanda así que eso me llevó a sumar a los materiales una base de madera. Y como se empezó a acabar, compré papel en pliego Canson de 300 gr y lo corté en formatos de 50 x 21 cm. y es el que uso ahora al salir.

También he fabricado libretas en diferentes formatos y la más cómoda ha sido en tamaño cercano a 19 x 14 cm (4).


2. El soporte:

Con libreta de tapa dura no necesitas soporte, pero como empecé a crecer y crecer en el tamaño de papel y trabajaba por hoja busqué una base que fuese cómoda y fácil de transportar. Hice unas pruebas y utilizando un plotter láser corté unas piezas de madera de 4 mm y me hice un soporte donde dejé espacio para la acuarela, el vaso de agua y el paño o toalla de papel para limpiar los pinceles...y le agregué en la otra cara el logo de DibujaConce.

También agrego unos clips metálicos para sujetar el papel porque mi ciudad es muy ventosa. Cuando uso un solo papel cortado le pego una cinta adhesiva de papel (pegote o masking tape) por todo el borde para generar un margen blanco. Esto ya es muy opcional, pero a mi me acomoda mucho ya que es la forma que utilizaba cuando estudiaba arquitectura.

3. Los Lápices:

Debo reconocer que partí llevando muchos…y aún lo hago, porque a veces basta una línea con uno diferente y cambia el dibujo. Los infaltables para mí son: portaminas 0,5 Rotring serie 300 (5); tiralíneas Rotring 0,2-0,3-0,5 (los más antiguos que tengo) (6); Tiralíneas Sakura Micron 0,05 y 0,1 (7); Polychromo negro (para áreas más negras) (8); Bolígrafo negro (recién desempolvando) (9); Plumones Dual Brush grises y algunos colores extras (10). También llevo un grafito 2B (11), que a veces uso para retocar al final, y un sacapuntas con depósito (12). Hace un tiempo me hice este portalápices para llevarlo junto a la libreta que utilizaba a diario. Es bastante práctico y mantiene firme los lápices (13).


4. La acuarela y los pinceles:

Tengo una caja mediana de acuarelas Schminke, pero compré una caja metálica pequeña y metí las pastillas ahí (14). Es más fácil de llevar y puedo ordenar o cambiar algún color si de pronto se me hacen pocos…pero nunca ha pasado eso. La verdad con pocos se hace mucho. Pinceles uso 2 ó 3: uno Nº4 de viaje de mi antigua caja Van Gogh (15); uno plano recto (17) y uno plano diagonal (16). Con eso tengo suficiente. A veces solo utilizo el Nº4. Los otros son para manchar o mojar el papel.


5. El agua:

Al principio usé el envase de unas plasticidad Play Dooh porque tenía tapa (18), pero varias veces lo volqué y era algo incómodo si trabajaba de pié. Cambié a uno con dos depósitos, metálico con tapas y un clip para enganchar en el soporte de madera (19). Lo venden en la librería Lápiz López. Claro que pasó mucho tiempo entre uno y otro. Para llevar el agua uso un envase de vitamina C efervescente (cómo llegué a eso: probando). Es hermético y siempre me sobra agua. Una buena recomendación es llevar todos los materiales húmedos o que estén relacionados con agua, en una bolsa hermética para que no vaya a dañar lo demás. Agua y cuaderno de acuarela no se llevan bien cuando hay exceso de humedad. A esto sumo toallas de papel o un pañuelo de tela blanco (ya no es blanco) que uso para limpiar los pinceles, pero también para dar efectos cuando aún está mojado el papel (20). Todo lo húmedo lo llevo aparte, no en el bolso de materiales, incluso en un bolsillo de la chaqueta. Prefiero mojarme yo a que se dañe lo demás.



6. El bolso:

Al principio usaba un pequeño bolso donde cabía todo: libreta y lápices, pero eso era al usar un formato pequeño. Cuando cambié a formatos más grandes ya no era tan cómodo así que cambié a uno mediano que me permitía colocar dentro el block SMLT apaisado y todo lo demás (21). Tiene una ventaja y una desventaja. La ventaja es que cabe todo lo que quiero llevar; la desventaja es que cierra con velcro y es algo ruidoso al abrir. Además, no tiene un cierre interior así que si se vuelca las cosas se pueden salir. Pero hasta ahora no he perdido nada y me acomoda su tamaño. Acostumbro a llevar un pequeño bolso o mochila con lápices y una libreta pequeña, pero si el plan es ir a dibujar entonces llevo el bolso y el soporte.

7. Otros infaltables:

Dependiendo de la época del año y el lugar, no debe faltar el bloqueador solar y el jockey o sombrero y algo para abrigarte cuando enfríe. Algunos usan otros accesorios como guantes, sillines plegables, audífonos…yo normalmente dibujo de pie, sin audífonos ya que prefiero escuchar lo que pasa a mi alrededor. Además a veces se acerca gente a ver lo que haces y eso te permite conversar y mostrar lo que estás haciendo. Cuando se anda en grupo es más fácil hacer eso. Algunos se han sumado a las salidas siguientes al vernos dibujando en la calle.


Aunque estos materiales, formatos y herramientas me acomodan creo que la mejor forma de saber cuál es el kit personal es pasando por el proceso de probar lo que sale de tus lápices y pinceles cuando dibujes en la calle. Así será más fácil ir buscando con cuáles disfrutas más esos momentos en que estamos a solas con nuestros trazos.



Puedes contarnos qué materiales usas cuando sales a dibujar a la ciudad, eso motiva y ayuda a otros a ver que basta con pocas cosas y muchas ganas para ponerse a dibujar.

Comentarios